Préstamos sin aval

Los préstamos sin aval son un recurso monetario que se utilizan cada vez más, debido a que para acceder a ellos no es necesario contar con el respaldo –firma– de otra persona o institución que estén obligados a cubrir los costos en caso de que el solicitante no pueda pagarlos. Aunque este requisito no es indispensable, debe comprometerse a cancelarlo. 

Entidad
Plazo
Mínimo
Máximo
Acepta ASNEF
GRATIS
vivus
7 - 30 días
50 €
300 €
¡SOLICITAR!
NO
1
si
solcredito
5 - 30 días
50 €
800 €
¡SOLICITAR!
NO
2
si
viaconto
7 - 30 días
50 €
300 €
¡SOLICITAR!
SI
3
si
dineo
5 - 30 días
50 €
300 €
¡SOLICITAR!
No especifica
si
ferratum
30 días
50 €
1000 €
¡SOLICITAR!
NO
si
okmoney
14 - 30 días
100 €
800 €
¡SOLICITAR!
NO
no
moneyman
5 - 62 días
50 €
300 €
¡SOLICITAR!
SI
no
creditstar
5 - 90 días
50 €
300 €
¡SOLICITAR!
No especifica
no
cashper
15 Y 30 días
50 €
500 €
¡SOLICITAR!
SI
no
freezl
35 días
50 €
1000 €
¡SOLICITAR!
SI
no
kredito24
7 - 30 días
75 €
750 €
¡SOLICITAR!
SI
no
pepedinero
7 - 30 días
50 €
250 €
¡SOLICITAR!
SI
no
savso
91 y 182 días
100 €
300 €
¡SOLICITAR!
SI
no
prestamo10
5 - 30 días
50 €
300 €
¡SOLICITAR!
SI
no
creditocajero
5 - 31 días
50 €
300 €
¡SOLICITAR!
NO
no
twinero
7 - 30 días
50 €
300 €
¡SOLICITAR!
SI
no
monedo
36 meses
750 €
5000 €
¡SOLICITAR!
SI
no
kyzoo
14 - 30 días
100 €
800 €
¡SOLICITAR!
NO
no

Estos créditos sin aval se distinguen porque son un método financiero que sirven en caso de una urgencia económica, aunque piden una serie de papeles son rápidos, sencillos y garantizan cierta cantidad de dinero. Es necesario que quien vaya a realizar la solicitud conozca los acuerdos del contrato, mientras que la entidad financiera está en la obligación de explicar el contrato.

Para ello, la persona puede acercarse hasta la sede del banco o también hay instituciones que cuentan con el sistema de préstamos sin aval en línea para facilitar el proceso. Otra característica de este tipo de trámite es que una vez que se realiza la petición, la entidad tiene un lapso de tiempo para hacer la respectiva revisión y al hacerla de forma rápida el cliente tendrá en su cuenta el dinero.

Los préstamos sin buró pueden cubrir cualquier emergencia económica que tenga el solicitante, bien sea para pagar las cuentas personales o con el propósito de iniciar un negocio y necesite de dicha inversión. Además, aunque la entidad financiera verifica algunos datos, este tipo de trámite en esencia no necesita de mucho papeleo, es decir es totalmente de beneficio para el cliente.

Sin embargo, el solicitante debe asegurarse de realizar el proceso con un ente autorizado con el fin de evitar cualquier riesgo económico. Con el objetivo de asegurar la devolución del financiamiento, la empresa revisa las cuentas de la persona, así como también el historial o registro bancario, así más adelante evitarán inconvenientes.

A pesar de que hay bancos que dan este tipo de financiamiento, hay instituciones que igualmente se dedican a otorgar garantías económicas, hay numerosas empresas de este tipo y hoy día es más frecuente encontrarlas. Estas también están autorizadas para hacer esta clase de transacciones y facilitan el proceso a los clientes que necesiten el capital.

¿Cómo tomar un préstamo sin aval?

Para tomar un crédito sin aval la persona debe hacer la solicitud por medio de la página web –según la entidad donde vaya a solicitar­– o dirigirse a las oficinas del mismo, este analiza la petición y da una respuesta, bien sea negativa o positiva, en caso de ser aceptada dispondrán de un asesor quien ayudará al cliente en sus dudas (intereses, tiempo a pagar y cantidad prestada), luego se procede a depositar el dinero aprobado.

Es un préstamo online, fácil y seguro, ya que después de esto queda en constancia el dinero. Los requerimientos dependerán siempre de la empresa monetaria, por ejemplo los préstamos sin aval en BBVA (en el caso del banco con sedes en España) dan oportunidad para realizar financiamiento de dos tipos: préstamos personales e hipotecarios.

Los primeros están destinados a aquellos clientes que tengan una urgencia económica puntual, estos pueden ser al consumo (para compra de inmuebles) u otros tipos de gastos. Mientras que los hipotecarios tienen que hacerse con bienes raíces. Los financiamientos se solicitan generalmente cuando la persona no quiere pasar por tantos trámites, por ello se dicen que son préstamos rápidos sin aval.

La rapidez con que se otorga el préstamo sin nómina va a variar por el monto solicitado, algunas entidades lo ofrecen el mismo día de la petición, después de dos días o incluso hasta una semana. La institución monetaria cobrará un porcentaje de interés, de acuerdo a lo establecido en la ley y darán un límite de tiempo para devolver el pago, que podría ser desde 30 días a prologarse por varios meses.

préstamos sin aval

La cantidad para estos tipos de préstamos rápidos sin aval va a estar sujeta a la emergencia económica que tenga la persona, un banco puede otorgar de 600 euros hasta 40.000 euros. En el formulario el cliente debe aclarar cuánto es el monto que desea obtener, con ello la institución hará un cálculo si la cuota está dentro de los límites correspondientes.

Hay varios términos y clausulas para los préstamos sin aval que necesitará la empresa a la hora de otorgar la garantía económica, entre las cuales se encuentran: Todo financiamiento fijará cuotas mensuales para regresar el dinero, se deberá tener una cuenta algún tipo de entidad financiera (banco) y, además, se establece las comisiones que obtendrá la institución por hacer dar la entrega del capital.

Existen diferentes tipos de préstamos sin aval, dependiendo de la institución financiera, para conocer o verificar las diversas opciones (cantidades, lapsos, requerimientos) que hay en el país para acceder a este tipo de trámite, se puede hacer por medio de la tabla comparativa que ofrece la página web www.mini-creditos.eu con el objetivo de disponer de la mejor elección.

El demandante puede ser cualquier persona, bien sea una ama de casa, un estudiante que necesite cancelar la mensualidad de la universidad, trabajadores a tiempo completo e incluso jubilados. Al momento de desear un tipo de financiamiento, la persona tiene múltiples preguntas para de esta manera poder concretar la solicitud, las más frecuentes son:

¿Cuáles son los requisitos para el solicitante?

El banco pedirá una serie de requisitos que determinará si el demandante del financiamiento puede solventarlo, entre los que se encuentra: Petición de los ingresos mensuales –con justificativo–, cumplir con la mayoría de edad y otros tipos de papeles que comprueben la identidad o los gastos mensuales. Será de gran ayuda si el cliente presenta también el contrato laboral con el fin de hacer el proceso más confiable.

La institución financiera está en la obligación de aclarar cualquier inquietud antes de concretar el préstamo sin buró y de realizar el procedimiento lo más fácil como sea posible. Asimismo el solicitante debe estar comprometido en devolver el dinero, por lo que tener un registro positivo en la cuenta bancaria favorecerá en darle más rápido la garantía económica.

¿Qué tan rápido el prestatario por lo general puede obtener dinero?

Obtener préstamos rápidos sin aval es más fácil de lo que se cree, muchas personas no se atreven porque no tienen el conocimiento de los requisitos, pero una vez que se evalúa las diversas elecciones el método es sencillo. Desde el momento en que se procede a ejecutar la solicitud, el cliente podrá tener el capital en cuestión de minutos en su cuenta.

Los préstamos sin aval pueden tardar entre 24 a 48 horas, si el financiamiento es aproximadamente 1.000 euros (más o menos), mientras mayor sea la cantidad más tiempo demorará. Sin embargo, por lo general la respuesta de ser afirmativa no se tarda demasiado, ya que este tipo de financiamiento se hace porque existe un apuro personal o debido a que se necesita de inmediato para cancelar las diferentes deudas diarias.

A este tipo de financiamientos sin tantos requisitos se le denomina de minicréditos porque son para solicitudes muy puntuales. Igualmente, hay casos donde la persona solicita una garantía mayor a los 6.000 euros, ya que necesita realizar una inversión mayor. Los préstamos sin nómina son excelentes para aquellos que no cuentan con una persona o institución que los vaya a avalar.

Por otro lado, el proceso que usualmente se utiliza para solicitar un préstamo rápido sin aval es muy fácil una vez que se ingresa al sitio web solamente se debe seleccionar la cantidad de dinero que se desea (en algunos casos se tiene que agregar el plazo a cancelar o la misma institución lo calcula), luego la persona procede a completar el formulario que le aparecerá con los datos antes explicados.

creditos sin aval

En cierta cantidad de minutos la empresa financiera manda la respuesta de la petición. Si aceptan la solicitud, al instante que se confirma el dinero se deposita en la cuenta del demandante. Aunque como se explicó anteriormente se puede hacer directamente en las sedes (dependiendo de la institución), muchas organizaciones monetarias han implementado el uso del Internet.

Este mecanismo se ha ido desarrollando debido a las nuevas tecnologías y porque es más sencillo de hacer por dicho medio, ya que en cualquier lugar u hora los españoles pueden realizar este tipo de procedimiento. Recurrir a las páginas web de los prestamistas es de utilidad en caso de necesitar esa emergencia económica.

Después que se empieza a reembolsar el préstamo sin aval existe la posibilidad de que la persona no pueda cancelar la mensualidad en un momento determinado o se le haga imposible pagar la cuenta definitiva, para ello diversas instituciones prestamistas han implementado una opción para extender el plazo para completar la deuda.

Si este es el caso, igualmente se debe acceder por Internet y seleccionar donde especifica para prolongar un tiempo adicional de pago. El lapso estará estimado por el monto total, en ciertas oportunidades dan una extensión de hasta un mes o también de una semana a dos semanas. Sin embargo las empresas recomiendan siempre cancelar en la fecha correspondiente o pedir cuando se haga la solicitud esta extensión.

El cliente está en la responsabilidad de saber sobre las posibles sanciones que le podrían aplicar en caso de no cancelar la deuda, estas recaerán en la tasas de intereses que se incrementará o la institución –en momentos extremos– demanda por incumplimiento, estos son ejemplos muy puntuales porque esta clase de prestamistas siempre dan la oportunidad para cancelar. Para evitar esto se debe organizar las cuentas personales.

Aunque los créditos sin aval tienen como mayor ayuda que no se necesita de una tercera persona como garante del pago y que es un financiamiento que se realiza en un tiempo corto, es decir es rápido, este tipo de garantía también cuenta con otros respaldos. Entre los beneficios que se pueden obtener al solicitarlos están:

  • No hay necesidad de detallar para que se desea el financiamiento.
  • Se puede hacer en cualquier lugar, ya que regularmente es un préstamo sin aval online.
  • No es necesario recurrir a un banco, hay otras empresas que se dedican a realizar estos trámites.

A pesar de que las ventajas son múltiples, los préstamos sin buró o sin nómina también tienen sus consecuencias que la persona necesita saber antes de realizar este tipo de trámite para que luego no se le presenten inconvenientes. Las desventajas de acceder a los estos financiamientos de forma rápida podrían resumirse en:

  • Tener obligatoriamente un ingreso mensual permanente.
  • Poseer un contrato laboral fijo (algunos casos).
  • Si no se paga a tiempo perjudica el registro de créditos.

En consecuencia la persona que vaya a solicitar el financiamiento debe hacer una revisión previa de las opciones para saber cuál se ajusta a sus necesidades y contar con los requisitos. Al tener el conocimiento de esto, se hará más fácil que le otorguen el capital de manera rápida, segura y confiable.